Márquez, Alex Márquez

RepsolMedia

Desde que este bendito deporte existe, la lluvia ha sido siempre la prueba de los campeones, cuando se igualan las motos y aparecen los pilotos. Donde, a pesar de las actuales ayudas electrónicas que tienden a igualar pilotajes, se descubren los genios de manos de porcelana.

Y en Le Mans, cuna de los deportes del motor, el “hermanísimo” volvió, una vez más, a reivindicarse como el bicampeón que es y a callar muchas bocas, las de aquellos que lo enterraron antes de dar un sólo paso en MotoGP, los que tuvieron la osadía de decir que el mejor equipo del mundo se equivocaba fichándolo y las que, dentro de ese mismo equipo, se lo quitaron de en medio incluso antes de debutar.

Para el menor de los Márquez siempre ha sido y será un auténtico orgullo ser el hermano del mejor piloto de la era moderna de la categoría reina, pero este hecho inapelable lo situó desde sus inicios en el centro de los focos, algo nada fácil para un piloto en formación, para un aprendiz de campeón.

RepsolMedia

Pese a ello, Alex Márquez ha estado siempre por encima de esta circunstancia y se ha encargado de demostrar, año tras año, que no vivía a la sombra de su apellido. Sin la explosividad de Marc, con la potencia y bajos de un poderoso motor diésel, culminó poco a poco y con mucho trabajo, todas y cada una de las metas planeadas: campeón del CEV, campeón del mundo de Moto3 y campeón del mundo de Moto2.

Recién aterrizado en MotoGP, ha necesitado nueve grandes premios para encaramarse al podio de la categoría reina y, por poner un ejemplo, Andrea Dovizioso, subcampeón en las tres últimas ediciones del campeonato y eterno aspirante al título, al que Alex se ‘merendó’ de forma sublime en Le Mans, requirió de 17 carreras para pisar el cajón.

La intachable remontada en Le Mans, del puesto 18 en parrilla hasta la segunda plaza final, adelantando uno por uno a todos los candidatos al título en el presente curso, fue una clase magistral de pilotaje en mojado. Además, Alex tuvo la sangre fría, esa que a veces le falla a su hermano, para no intentar alcanzar a Danilo Petrucci y luchar por la victoria pese a mostrar mejor ritmo a final de carrera, y prefirió asegurar su primer cajón.

Este podio tiene que contribuir al cambio de “chip” que necesitan los ‘rookies’ para consolidarse en su nueva categoría y servir para afianzarle como el mejor piloto Honda en cada carrera, antes del esperado retorno del vigente campeón.

Replicar el podio en seco antes de final de curso debe ser el próximo objetivo de Alex Márquez, una meta más complicada pero, ¿quién se atreve a apostar ahora contra Márquez, Alex Márquez?

Pons Racing

Cambiando de tema, no quiero cerrar este artículo sin felicitar al primer vencedor español del certamen de motos eléctricas. Don Jordi Torres Fernández ha ganado el título de MotoE tras una larga carrera deportiva en la que ha conquistado el CEV y el campeonato de Europa de Supersport, ha vencido carreras en Moto2 y WorldSBK y, por encima de este impresionante curriculum, se ha metido en el bolsillo a toda la afición española a lo largo de los años con su simpatía y espontaneidad.

Casualidades del destino, el título le ha llegado en la semana en la que se cumplían 14 años del fatal accidente de su hermano Rubén en Montmeló. Seguro que él también lo habrá celebrado donde quiera que esté. ¡Enhorabuena Jordi!

Patrocina MRN

Contratar buenas firmas y conseguir información es un proceso costoso. Juzga y valora nuestro tabajo y ponle precio aquí:

Un comentario en “Márquez, Alex Márquez

  1. Gracias, gran artículo del que comparto totalmente que #alex73 nos dará muchas más alegrías en este interesante mundial donde nadie sobresale… pero es porque todo son grandes campeones. Y no olvidar a Jordi, que a luchador y piloto carismático no le puede ganar nadie. Ojalá muchos pilotos fueran igual de accesibles que él. Espero que recupere el sitio al que le corresponde, igual que otros que han vuelto a SBK y que quizás con un poco más de suerte seguirían en la first class (pese a que opino que SBK y otras carreras son más divertidas y los pilotos más luchadores que en la F1… GP 🙂 Me gustaría ver a Álvaro con un PRAMAC, a Miller con un poco más de suerte y bueno, a las SUZUKI y sus pilotos donde se merecen, que es un poquito más arriba.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web usa las cookies imprescindibles. Si sigue navegando entenderemos que las acepta.